Construyendo un nuevo camino

octubre 10, 2017 1 Comentario

En Karün creemos que los problemas más grandes que estamos viviendo en el mundo (cambio climático, desigualdad, contaminación, etc.) son síntomas de una forma de pensar que nos ha llevado a armar – entre otras cosas - un modelo económico que incentiva prácticas enfocadas únicamente en la maximización de la rentabilidad económica, dejando de lado temas fundamentales para el desarrollo armónico de nuestra sociedad, como la conservación de la biodiversidad, el empoderamiento de economías locales y la toma de consciencia de las consecuencias que generan nuestras decisiones. Las empresas en el mundo hasta ahora han sido creadas bajo esta forma de pensar y han armado modelos de negocios con cadenas productivas que siguen una lógica lineal y extractiva.
(Ver video "The Story of Stuff" como referencia).

Sumándonos al movimiento global de cambio de paradigma, queremos demostrar a través del ejemplo que es posible cambiar la forma de hacer empresa; que desde Chile, con materias primas recicladas y/o naturales y renovables, con procesos productivos responsables, trabajando junto a comunidades rurales y colaborando con personas de Italia, Suecia, Francia, EEUU, Colombia y otros países, podemos crear un producto de alto valor que esté a la altura de las empresas líderes del mundo y en lugar de un proceso productivo lineal y extractivo, formemos procesos circulares y regenerativos – que regeneren ecosistemas naturales y reactiven las economías locales.
Los anteojos son una herramienta simbólica que pueden demostrar un cambio de paradigma en una de las industrias más grandes y contaminantes del mundo; la moda.

En la época en que estamos viviendo, está de moda ser “verde”, lo que se ha vuelto más rentable, provocando que cada vez sean más las empresas que comunican que son “sustentables” como estrategia de marketing para convencer a sus consumidores. En un mundo tan cambiante, rápido, competitivo y con tanta información disponible, es cada vez más difícil saber quiénes realmente están trabajando por un cambio profundo y quiénes se aprovechan de las tendencias.

La tarea que tenemos como sociedad es titánica, porque implica repensar para qué armamos empresa y cómo operamos nuestras empresas. Implica repensar los negocios como los conocemos.
En Karün, no queremos buscar el camino fácil. Queremos demostrar que es posible construir un nuevo camino.
No buscamos hacer ni comunicar que hacemos un "producto ecológico" solo porque usamos materiales reciclados. El reciclaje no es una solución, sino un pequeño primer paso.

Buscamos repensar nuestra cadena de abastecimiento de materia prima.
Estamos trabajando en formas de abastecernos de materia prima que convierta lo que hoy es basura en una fuente de ingreso para diferentes comunidades que se ven afectadas por la contaminación. Usar desechos que tienen un impacto negativo para nuestra sociedad como materia prima para productos de alto valor agregado que puedan competir en mercados internacionales. Y luego, usar parte de los ingresos de la venta de esos productos para ayudar a potenciar el emprendimiento y la innovación local y rural, donde creemos que está el verdadero motor de desarrollo para Latinoamérica.

Nos hemos preguntado constantemente cómo lograr que en un país que está acostumbrado a exportar materia prima, se comience a generar una mentalidad de creación de valor. No es fácil, pero es posible. Nosotros hemos decidido abordar la problemática como un proceso de largo plazo y armar la solución por partes; la investigación y desarrollo de diferentes materiales, la capacidad de diseñar productos de alta calidad, el trabajo conjunto con comunidades rurales – que es uno de los pilares más importantes y complejos – los procesos productivos que nos permitan escalar la producción y asegurar una calidad de primer nivel, la logística que nos permita llegar a los mercados internacionales, la estrategia de distribución y diferenciación para competir en estos mercados, la estructura legal que soporte esta ambición, el mensaje y cómo comunicarlo – que es uno de los puntos clave para inspirar a más personas – y por último y uno de los más difíciles; el financiamiento para hacer todo esto posible.

Cada uno de estos puntos es una transformación y un proceso complejo. Hacerlos todos al mismo tiempo es imposible. Es por esto que hay que entender que para lograrlo, hay que ir paso a paso, tener un plan de largo plazo e ir construyéndolo con profesionalismo. Es un proceso que debe ser abordado desde la colaboración, entendiendo que solos no somos capaces de hacerlo. Abriéndonos a aprender de otros y a complementar nuestras habilidades con las de quienes que son mejores que nosotros en otros campos, como nuestros grandes amigos de Balloon Latam - de quienes contaremos en profundidad más adelante - y un gran número de empresarios y emprendedores que son parte de grupos que buscan trabajar bajo el mismo objetivo, como lo son las empresas que son parte de SistemaB.

Debemos cambiar la mentalidad respecto al tipo de emprendimiento que se puede armar en Chile. Dejar de imitar modelos como el de Silicon Valley y darnos cuenta del increíble potencial que tenemos como país si ponemos atención a nuestra propia cultura, a nuestra propia idiosincrasia y nos atrevemos a lanzarnos al vacío de lo inexplorado, confiando en que si actuamos juntos con un objetivo común de construir una mejor sociedad, podemos llegar a resultados nunca antes pensados.

Los invito a cuestionarse el camino que vamos siguiendo en nuestras propias vidas; ¿en qué estamos trabajando? ¿Cómo la empresa en la que trabajamos logra generar los ingresos necesarios para pagar nuestro sueldo? ¿Existen maneras de cambiar o mejorar? ¿Con quiénes nos juntamos y qué tipo de cosas hacemos y conversamos?

Estas preguntas no son fáciles y generalmente generan miedo que nos paraliza. Si queremos construir nuevos caminos, es necesario enfrentar estos miedos y empezar a actuar. No es fácil, pero creo que vale la pena.

Para comentarios, preguntas y sugerencias escríbenos a info@karunworld.com.

 

Thomas Kimber, Fundador.

 



1 Respuesta

Alicia Alvarado
Alicia Alvarado

octubre 11, 2017

Al igual que tu hace mucho que me preocupa la contaminación desde el niño al adulto. Persevero en recoger y llevar a los puntos de Acopio lo más posible. Pero aún no encuentro un lugar para aceite domiciliario y ampollas. Gustó saber que hay jóvenes que entiende que debemos actuar rápido. Por la Salud del planeta.

Dejar un comentario

Te invitamos a mirar el mundo desde otro punto de vista

Suscríbete a nuestro newsletter para recibir noticias interesantes, eventos, lanzamientos de nuevas colecciones y descuentos especiales.